Saltar al contenido

Función del aparato locomotor

El aparato locomotor es el conjunto de órganos que permiten el movimiento en los seres vivos. En los humanos, el aparato locomotor está compuesto por el esqueleto, los músculos y las articulaciones.

El esqueleto sostiene y protege los órganos internos del cuerpo, y los músculos se contraen y se relajan para producir el movimiento.

Las articulaciones permiten que los huesos se muevan en diferentes direcciones, lo que nos permite realizar una variedad de movimientos.

Función

Las funciones del aparato locomotor son proporcionar soporte y protección a los órganos internos del cuerpo, permitir el movimiento y ayudar a mantener el equilibrio y la postura del cuerpo.

También ayuda a absorber el impacto cuando caminamos o corremos, lo que protege los órganos internos del daño.

Además, el movimiento del aparato locomotor es esencial para realizar muchas actividades cotidianas, como caminar, correr, saltar y agarrar objetos.

Estructura

La estructura del aparato locomotor en los humanos está compuesta principalmente por el esqueleto, los músculos y las articulaciones.

El esqueleto está formado por un conjunto de huesos que se encajan entre sí de manera precisa para formar una estructura rígida que sostiene y protege los órganos internos del cuerpo.

Los músculos están conectados a los huesos a través de tendones y se contraen y se relajan para producir el movimiento.

Las articulaciones son las zonas donde se unen dos o más huesos, y permiten que los huesos se muevan en diferentes direcciones. También hay ligamentos y cartílago que ayudan a sostener y proteger las articulaciones.

¿Cómo citar?

Bilski E. (S.F.). Función del aparato locomotor. Disponible en: https://www.funcion.info/aparato-locomotor/