Saltar al contenido
G

Función de los Ganglios

Función de los Ganglios
Vota este artículo

Los ganglios o ganglios linfáticos son pequeñas glándulas pertenecientes al sistema linfático, que están esparcidas por el cuerpo y que son responsables de filtrar la linfa, recogiendo los virus, bacterias y otros organismos que pueden provocar enfermedades. Una vez que están en los ganglios linfáticos, estos microorganismos son eliminados por los linfocitos, que son células de defensa importantes del organismo.

Función

La función principal de los ganglios es de tipo inmonológico. Los gérmenes o agentes patógenos pueden provocar infecciones dentro del cuerpo.

Los linfocitos, que son glóbulos blancos de la sangre, son los encargados de eliminar los agentes patógenos que se encuentran dentro de los ganglios linfáticos junto con los antígenos. Los linfocitos vírgenes (aquellas células que no encontraron un antígeno) ingresan desde el torrente sanguíneo al nódulo a través de pequeñas venas capilares.

Así, los ganglios linfáticos son esenciales para el sistema inmune de cada persona, ayudando a evitar o combatir infecciones como gripes, amigdalitis, otitis o resfríos. En casos más raros, la presencia frecuente de los ganglios inflamados puede incluso ser signo de cáncer, especialmente linfoma o leucemia.

Aunque a los ganglios no se los pueda palpar o sentir, cuando están combatiendo una infección, aumentan de tamaño, quedando hinchados y, en esos casos, se los puede sentir cerca de la región donde está ocurriendo la infección.